Skip to main content

Los microorganismos contenidos en la Tecnología EM™ aceleran el proceso de descomposición de materia orgánica,  grasas y aceites, realizando efectivamente la limpieza de las cajas recolectoras, tuberías y artefactos sanitarios, ayudando a eliminar el mal olor de las cajas y de las fosas. Además reducen la presencia de insectos y roedores. 

También disminuyen o eliminan la limpieza tradicional de las mismas, es simple, barata y adaptable a las condiciones del lugar. La Tecnología EM™ trae grandes beneficios en el tratamiento de aguas contaminadas en lugares cerrados como las fosas sépticas, por ejemplo:

  • Incrementa la eficiencia de la materia orgánica como fertilizante. Durante el proceso de fermentación se liberan y sintetizan sustancias y compuestos como: aminoácidos, enzimas, vitaminas, sustancias bioactivas, hormonas y minerales solubles, que al ser incorporados al suelo a través del abono orgánico, mejora sus características físicas, químicas y microbiológicas.
  • Reduce los lodos y microorganismos patógenos como coliformes fecales, coliformes totales, bacterias, sulfatos reductores, etc.
  • Mejora los indices de la calidad del agua tales como  DBO (Demanda Biológica de Oxígeno), DQO (Demanda Química de Oxígeno), Ph, Oxígeno Disuelto, ademas reduce los sólidos suspendidos, sólidos sedimentados, etc., pudiendo el agua ser reutilizarla para riego.

Aplicaciones:

tratamiento de fosas

Nota:

Las aplicaciones son referenciales, se deben adaptar  según las condiciones de cada sistema y sus características biológicas, químicas y físicas. Mayor información consultar  productor autorizado.